colombia 600x425 Los niños y el conflicto armado en Colombia

Imagen de portada del informe sobre niños y el conflicto en Colombia. / Watch List

La ONG “Watchlist on Children and Armed Conflict” ha publicado su último informe sobre la situación de los niños colombianos en el marco del conflicto armado interno que vive el país. Las conclusiones más destacadas del trabajo son el aumento del riesgo para los menores a pesar de los esfuerzos gubernamentales, que por otra parte son “insuficientes” en áreas remotas, donde se dan altos niveles de violencia.

El informe señala que, a pesar de no haber estadísticas oficiales fidedignas sobre el número de niños soldado en el país latinoamericano, se estima que hay entre 5.000 y 14.000 menores que pertenecen a grupos armados. Además, recuerda un informe de la ONU de 2011 que dice que “más de la mitad de los estimados 3,9 – 5,3 millones de personas internamente desplazadas en Colombia son menores de 18 años”.

“Los niveles de violencia son increíblemente altos. Estos chicos se enfrentan a amenazas de todos lados y no tienen a nadie a quien pedir ayuda, o al menos a nadie a quien consideren fiable”, Yvonne Kemper, una de las autoras del trabajo citada en el texto.

En este sentido, el gobierno colombiano reveló en noviembre de 2011 que al menos 2.962 menores de edad que pertenecían a grupos armados ilegales fueron desmovilizados en los últimos nueve años, ingresando así en un programa estatal de protección.

Watchlist llevó a cabo dos misiones en terreno colombiano en agosto y septiembre, y en noviembre y diciembre de 2011 para investigar la situación de miles de menores atrapados en el conflicto armado interno que enfrenta guerrillas de izquierda, grupos de extrema derecha, bandas criminales, narcotraficantes y fuerzas del Estado.

Principales conclusiones del estudio sobre el conflicto colombiano

- Gobierno. Importantes medidas legales y políticas se han llevado a cabo, y a pesar de reconocer los progresos hechos por el gobierno de Santos, que “ha implementado políticas preventivas del reclutamiento de niños por grupos armados” desde que tomó posesión del cargo en 2010, el informe dice que la situación de los niños en el país latinoamericano ha empeorado y que las medidas gubernamentales no son suficientes. Watchlist habla de trato “inadecuado de la realidad del conflicto” y del uso de menores por parte del ejército nacional como informadores o espías.

- Grupos armados. Las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) y el Ejército de Liberación Nacional (ELN) han aumentado sus campañas de reclutamiento de menores como consecuencia del aumento de las iniciativas de contrainsurgencia llevadas a cabo por el gobierno colombiano. Los grupos armados utilizan niños como combatientes, informadores y también con el objetivo de atraer más niños. De la misma forma, el informe habla de los ataques contra escuelas para potenciar el reclutamiento de menores y la cantidad de minas antipersonas alrededor de vías escolares en las zonas rurales de Colombia.

- Violencia sexual. Las niñas son atraídas bajo falsas promesas de seguridad, dinero y gloria, y a veces son reclutadas por la fuerza. Sofía, de 15 años y entrevistada por Watchlist, dijo ser reclutada cuando tenía nueve, además de golpeada y violada. “No les importaba qué edad teníamos. Yo lloraba todo el tiempo. Como me veían llorar, me golpeaban muy duro”. Entre muchas otras humillaciones, la obligaban a bañarse en frente de los combatientes hombres. La violencia sexual contra mujeres y niñas está extendida entre miembros de los grupos armados. Además también se han dado casos de violencia sexual contra estos colectivos dentro del ejército colombiano. En este sentido, la ONG americana destaca la primera condena a ex militares por violencia sexual contra menores y su reclutamiento en 2011.

“No tuve infancia. Fue una niñez que no se la deseo a nadie. Cada vez que me baño, veo cicatrices y me acuerdo de todo”, Sofía, 15 años.

Recomendaciones a las partes implicadas en el conflicto en Colombia

Más allá de las conclusiones, la ONG americana ha recomendado al gobierno colombiano incorporar a los niños en todo acuerdo de paz, fortalecer su presencia en zonas rurales, así como la campaña nacional a través de la coordinación de ministerios y grupos de trabajo, redoblar sus esfuerzos de investigación, reconocer y aprender de los fracasos del pasado, y garantizar los beneficios para los niños desarmados.

Del mismo modo, Watchlist recomienda a los grupos armados liberar a todos los niños, cumplir con las leyes internacionales de reclutamiento de menores, y reducir el impacto de las minas antipersonas.

Finalmente, y dado que el informe se ha dado a conocer en momentos en que un grupo de trabajo del Consejo de Seguridad de la ONU discute acciones a adoptar para mejorar la situación de los niños en el conflicto armado en Colombia, la ONG también ha pedido a este organismo tomar medidas selectivas contra las FARC y el ELN, además de enviar una delegación especial al terreno y aumentar el apoyo internacional a la causa.



 Los niños y el conflicto armado en Colombia

Sobre el autor: Rubén Martínez


Rubén Martínez es licenciado en Periodismo por la Universidat Rovira i Virgili de Tarragona y con Máster en Periodismo Internacional en University College Falmouth del Reino Unido. Ha trabajado para Onda Cero, EFE, Euronews y NBC. Con experiencia en la Europa del Este y las antiguas repúblicas soviéticas, ahora emprende la aventura sudamericana; destino Bogotá.

pixel Los niños y el conflicto armado en Colombia